headerphoto

El Ayuntamiento de Priego debe cumplir la Ley de la Memoria Histórica y retirar los simbolos fascistas de las vias públicas



La verdad es que desde hace tiempo tenia ganas de escribir sobre el monolito que exalta el fascismo y la victoria del ejercito sublevado que tenemos la desgracia de contemplar los vecinos de Priego día tras día y año tras año.

Se trata de una cruz de piedra con cuatro caras en la que están esculpidos el escudo fascista de la España sublevada y golpista en una cara, en otra esta esculpido el falangista yugo y las flechas del partido fascista fundado por José Antonio Primo de Rivera, en otra cara esta escrito las fechas del inicio y terminación de la guerra civil con una cita en mayúsculas "1939, AÑO DE LA VICTORIA".

Ni que decir tiene que considero una vergüenza y una amoralidad tener que ver este monumento del horror y de la represion en plena via publica, tal vez el alcalde de Priego debería ponderar el ir cumpliendo Ley de la Memoria Histórica aprobada en el Congreso de los Diputados con el apoyo del PSOE.


Debe saber nuestro alcalde que dicha ley en su articulo 15 dice lo siguiente:
Artículo 15. Símbolos y monumentos públicos.


Las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas.

Para concluir con:

Disposición final segunda. Entrada en vigor.

La presente Ley entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial del Estado, con excepción de la Disposición Adicional Séptima que lo hará al año de su publicación.

Por tanto,

Mando a todos los españoles, particulares y autoridades, que guarden y hagan guardar esta ley.

Madrid, 26 de diciembre de 2007.
JUAN CARLOS R.

El Presidente del Gobierno,
JOSÉ LUIS RODRÍGUEZ ZAPATERO.

Por lo tanto y en atribución de las funciones que la ley le faculta, el alcalde debe cumplir y hacer cumplir la Ley sobre la memoria Histórica, no caben mas dilaciones en el tiempo, tenemos que ser cosecuentes con nuestros valores y dignidad, no debemos permitir ni un minuto mas la permanencia de los vestigios de la represión y la humillación hacia los que combatieron y defendieron la legalidad Republicana y los valores democráticos, flaco favor le estaríamos haciendo a nuestros antepasados que fueron represaliados, encarcelados y torturados por aquellos mismos que enaltecen esos monumentos fascistas.

Las únicas heridas que se abren son el conocimiento publico del genocidio que practicó la derecha desde 1939 hasta 1975.
Después de tantos años de lucha por instaurar una democracia en este país, es penoso, que se tenga que recurrir a una ley, para quitar todos los símbolos fascistas, que llevaron a España a una guerra fratricida, que aún no sabe cómo cicatrizar sus heridas. Nada hay peor que una guerra civil, no hagamos homenajes a quienes la provocaron, y hasta la relantizaron, para asegurar su hegemonía.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

El alcalde de Priego es del PSOE, al igual que el de Villanueva de la Jara, y ninguno de los dos quiere retirar la simbología fascista.
A ver si es que va a resultar que el PSOE es lo mismo que el PP...

soloTele dijo...

Yo creo sinceramente que este tipo de monumentos(siempre y cuando no abunden) deberían de permanecer en lugares visibles como patrimonio histórico. Quizás si algún familiar hubiese muerto no diría lo mismo, pero creo que son parte de nuestra historia.

soloTele dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

soy vecino de Priego y esto es historia y cuatro progres no van a evitar que olvidemos nuestra esencia, que malos hubo en los dos lados que siempre con la misma cantinela

el socialista dijo...

Yo tambien soy vecino de Priego y coincido contigo que es historia, pero nefasta.

Ante todo querido anónimo, hay que cumplir la ley sobre la memoria historica que es muy clara ante estos monumentos que sólo nos recuerdan al horror de la represión fascista.

Aquí no hay buenos ni malos, la verdadera "esencia" debe ser la democracia,la tolerancia y el respeto.

un saludo