headerphoto

¿Integración o Vendetta? El PSOE de Cuenca deja en "tierra" a más de 200 militantes

Para entender que es lo que está pasando en el PSOE de Cuenca, habría que hacer una larga retrospectiva de lo que ha sido su historia reciente. 
No está en mi voluntad "hacer leña" de los graves errores y negligencias de las distintas direcciones políticas que nos han llevado a encadenar derrota tras derrota frente al PP. 
Los que "mamamos" socialismo desde nuestra más tierna infancia, nos afiliamos a este gran partido con una ilusión difícil de describir. 
Campañas, pegadas de carteles, asistencias a los mítines, militancia activa, todo era poco para reafirmarse en un proyecto del cual todos éramos partícipes. 
Hemos visto pasar un partido con una fuerza arrolladora a otro muy distinto y menguante elección tras elección. 
Si bien todos hemos contribuido a ser una fuerza menguante, no podemos obviar la falta de autocrítica y la de asunción de responsabilidades más básicas. 
Hace tan solo unas semanas los socialistas de Castilla la Mancha fuimos llamados a las urnas para elegir una nueva dirección regional.
La militancia habló, y habló claro. Page consiguió un 70% de los votos mientras que Jose Luis Blanco Moreno obtuvo el 30% restante. 
Ante esta clara sentencia, desde la candidatura de Blanco se tendió la mano a Page para restañar las heridas abiertas en aras de la necesaria unidad del partido en la región. 
Mano que fue estrechada por Page y que se materializó en un compromiso para que ambas candidaturas fuesen representadas en el congreso regional de manera equitativa con los porcentajes obtenidos en las elecciones primarias. 
Compromiso que se ha respetado a rajatabla en todas las provincias excepto, ¡como no!, en Cuenca. 
El objetivo no era otro que plasmar todas las sensibilidades políticas del PSOE en una lista única y de consenso. 
Guijarro, en un principio accedió a que 5 personas que representaban al 20% de la militancia del PSOE de Cuenca se integraran en la lista de consenso. 
Pero a apenas una horas de celebrara el "congresillo" del PSOE de Cuenca, Guijarro dijo NO. 
Y dijo No, sin explicaciones ni argumentos, solo con la voluntad de seguir haciendo y deshaciendo a discrección. 
Poco parece importarle a Guijarro los más de 200 apoyos que consiguió la candidatura de Blanco en Cuenca, y poco parece que le importa lo que digan los demás. 
Por eso no puedo dejar de sonreir cuando la dirección del PSOE de Cuenca ha lanzado a los medios de comunicación la primicia de que "han elegido por unanimidad los 25 delegados que que acudirán al congreso regional del PSOE de CLM. 
La representación de los más de 200 militantes de base no esta acreditada entre esos 25 delegados `por todo lo anteriormente expuesto. 
Decisiones tan desafortunadas como las de nuestro todavía secretario general provincial, no hacen sino insuflar nuevas fuerzas para seguir luchando por un PSOE de Cuenca más democrático, más plural y más transparente. 
Pronto los socialistas de Cuenca vamos a tener la oportunidad de poder corregir el rumbo de un partido que zozobra. .
Y como siempre he sido valiente y sigo siendo valiente, voy a poner a disposición de Ángel Valiente Poyatos todo mi esfuerzo y trabajo para conseguirlo.

La que se avecina en el PSOE de Cuenca.

Cuando todavía no hemos celebrado el cónclave socialista regional, algunos políticos conquenses ya van "marcando territorio" de cara al congreso provincial. 
Nada más y nada menos que el mismísimo vicepresidente de CLM y secretario general del PSOE de Cuenca hizo ayer unas declaraciones incendiarias en las venía a decir que Ángel Valiente Poyatos no era el más adecuado para dirigir el PSOE de Cuenca. 
No puedo decir que me extrañe pues estamos acostumbrados a sus "salidas de tiesto" y a sus maneras de edulcorar lo que son feroces críticas.
Y yo me pregunto; ¿porqué no es el adecuado para dirigir el PSOE de Cuenca?
Muchos pensaréis que se necesita un secretario general que gane las elecciones en Cuenca, esas mismas elecciones en las que, convocatoria tras convocatoria, somos vapuleados por el PP.
Claro, que siempre podemos buscar un chivo expiatorio para encalomarle las razones de la derrota.
La gente votó en clave nacional, en clave regional, o en clave local...... siempre hay algún zagal poco avispado para encubrir las necesarias responsabilidades.
Nos hemos acomodado a la derrota en vez de analizar sus causas y apartar el grano de la paja.
Poco le puedo reprochar a nuestro secretario general pues nada le he pedido y nada espero de él.
En cualquier caso, si le pediría que dejara de descalificar a otros compañeros sin motivo ni razón.
También le pediría que por el cargo que ostenta mantenga una neutralidad exquisita en el proceso electoral que pronto vamos a tener en el PSOE de Cuenca.

Me duele Cataluña.

Según se van desarrollando los acontecimientos en Cataluña, hay algo que es una realidad incontestable. 
El odio, la radicalidad, la intransigencia y la confrontación han prendido como la pólvora entre los catalanes. 
De nada sirve poner paños calientes ni minusvalorar los acontecimientos que a corto plazo van a suceder. 
En Cataluña se respira un ambiente pre-bélico que sin duda nos va a afectar a todos directamente. La locura de Puigdemont, Jonqueras y demás compinches nos aboca a una contienda civil con inciertas consecuencias. 
Estamos viendo en los medios de comunicación verdaderas tropelías de miles de catalanes contra la Policía Nacional y la Guardia Civil. 
No respetan las leyes, ni la democracia, ni mucho menos, el estado de derecho o nuestra ley fundamental, la Constitución. 
Las manifestaciones se han convertido en toda una muestra de su desacato a todo poder constitucional y del estado. 
Las agresiones y amenazas ya son la constante del movimiento sedicioso que son toleradas y jaleadas por la Generalitat. 
La próxima declaración unilateral de la independencia por parte del gobierno de la Generalitat de Cataluña será el detonante que va a acelerar los acontecimientos hacia un punto de no retorno. 
Después de esto vendrá el kaos. 
Nos encontraremos en el infierno, ¡Palabra!

Por un PSOE de CLM diverso y plural

Al final no pudo ser y la candidatura de la militancia de base del PSOE de CLM que representaba, Jose Luis Blanco, no pudo salir victoriosa del envite con Page. 
Si bien, conseguímos cientos de votos más que de avales, estos fueron insuficientes para poder llevar a cabo nuestro proyecto de partido. 
Con más de un 30% de abstención, Page consiguió el 70% de los votos y Jose Luis Blanco un meritorio 30% de los votos válidos. 
Se abre así una nueva etapa en la que todos estamos llamados a construir el PSOE de CLM para los próximos cuatro años. 
Los afiliados han hablado, y han hablado muy claro. Los militantes han dejado patente su diversidad en el voto y ahora esperan participar de un partido más abierto y plural. 
Estoy seguro que Jose Luis Blanco y el 30% de los militantes a los que representa, mantendrán una postura leal  con la nueva dirección del partido. 
Lealtad, no debe confundirse con sumisión sino que la exigencia reflexiva ayudará a hacer un partido más unido y cercano. 
Pronto se celebrará el Congreso Regional en el que necesariamente todos tenemos que ser representados en virtud a los porcentajes logrados por las dos candidaturas. 
Solo así seremos eficaces ante los grandes desafíos que se nos presentan.